FANDOM


"El Máximo Enfrentamiento, Parte 2", conocido como "¡Invoco a "Yubel"!" en la versión original japonesa, es el episodio ciento cincuenta del anime Yu-Gi-Oh! GX. Se emitió en Japón el 29 de agosto de 2007 y en los Estados Unidos el 26 de junio de 2008.

El enfrentamiento entre Adrián y Yubel/Jesse, continúa. Ambos Duelistas logran frustrar exitosamente las estrategias de su adversario y al mismo tiempo realizan su contraataque. Aún débil por el Duelo con Zane, Yubel busca alimentarse de la oscuridad de Adrián, pero para su sorpresa no la encuentra. ¡Sin embargo, cuando parece que Adrián tiene la victoria asegurada, Yubel siente la oscuridad en su carta boca abajo y aprovecha esto a su favor, jugando la carta que le dará la victoria...!

Sinopsis Editar

El grupo de Jaden Yuki continúa su camino hacia la torre de Yubel, mientras que esta continúa su Duelo contra Adrián Gecko. Aunque su estrategia de ganar usando "Exodious el Señor Prohibido Definitivo" falló, Adrián se mantiene en calma y usa una estrategia diferente usando a su "Rey Niebla", junto a su "Espada Real" y "Castillo de Niebla". Él destruye con éxito a "Armityle, el Fantasma del Caos", lo que obliga a Jesse/Yubel usar una estrategia más defensiva. Intentando entrar en la cabeza de Adrián, Yubel comenta que no tenía sentido sacrificar a Eco, ya que parece que él es tan poderoso como ella incluso sin Exodia, el Prohibido.

Mientras tanto, el grupo de Jaden llega a la torre y entra, pero no hay un camino para seguir. Jaden le grita a Yubel, asegurando que está listo para ella. Desde el borde, unas burbujas de color arco iris comienzan a flotar, mostrando a Jaden los recuerdos de aquellos a los que ha conocido en ese mundo. Además, nuevamente tiene un flashback de cuando era niño y decidió mandar la carta de Yubel al espacio. Entonces aparece un puente que les permite seguir avanzando más adentro de la torre.

De vuelta en el Duelo, Yubel frustra el intento de Adrián de derrotarla con los Contadores acumulados de la "Espada Real" con su "Serpenteador de la Tumba". Ella afirma que Adrián no debe haber amado a Eco. (Su razonamiento varía según la versión: en la versión de 4Kids Entertainment, afirma que se debe a que él la sacrificó y dice que ella y Eco fueron traicionadas por sus amigos más cercanos, mientras que en la original, afirma que lo suyo no fue amor, ya que Adrián solo lastimó a Eco y ella nunca lo lastimó a cambio, refiriéndose nuevamente a la definición de Yubel de que el amor es una forma de sadomasoquismo). Cuando Adrián exige saber por qué Yubel odia tanto a Jaden, ella comienza a llorar, recordando cómo Jaden la abandonó y todo lo que sufrió por su culpa, reafirmando su deseo de vengarse de él.

Volviendo al Duelo, Yubel comienza a preocuparse. Cuando ella intenta encontrar la oscuridad en el corazón de Adrián para alimentarse y recuperar su fuerza, se lleva la inesperada sorpresa de que Adrián no tiene oscuridad en su corazón. Adrián afirma que no tiene oscuridad, y recordando todo lo que vivió desde que era un niño, revela que su deseo es crear un mundo ideal cuando se convierta en rey, uno libre de pobreza, sufrimiento, envidia, celos y dolor, donde la oscuridad no exista. Yubel critica a Adrián, ya que según ella ese no es el sueño de un rey. Con éxito, frustra la estrategia de Adrián para recuperar a Exodia una vez más, pero esto solo permite a Adrián preparar otro intento a través de su carta "Una Pluma del Fénix" y colocando una carta "Soldado de Apoyo". Con una carta de "Exodia" en su mano y otra en la parte superior de su Deck, Adrián ganará en su siguiente turno, ya que robará a "Exodia, el Prohibido", y con "Soldados de Apoyo" podrá recuperar las tres cartas restantes de "Exodia" del Cementerio.

Sin embargo, Yubel finalmente siente oscuridad, pero no en el corazón de Adrián, sino proveniente del espíritu de Eco, aún tratando de proteger a la persona que ama. Aprovechando esa oscuridad, Yubel Invoca a "Gólem Triturador" en el Campo de Adrián y acto seguido se invoca a sí misma, combinando al "Golem" con la oscuridad de Eco, usando el efecto para que la ataque, haciendo desaparecer a Eco por completo. Por otro lado, debido al efecto de "Yubel", Adrián recibe el daño en batalla que ella habría recibido, perdiendo el Duelo. De rodillas, y arrepentido por el daño que le causó a Eco, Adrián desaparece. Con Adrián derrotado y su energía restaurada, Yubel se sienta en su trono y espera la llegada de Jaden.